Publicado: 16 de Junio de 2016

Psicología nuestro cerebro, en palabras de Javiera Oyarzún, primera autora del estudio, "funciona como una máquina clasificadora. Cada vez que nos exponemos a un estímulo, lo clasificamos en una categoría: personas, animales, objetos, etcétera. De esta manera, cada vez que recibimos información nueva la podemos integrar con información similar, de la que disponemos gracias a nuestra capacidad de generalización, y así anticipar nuestras respuestas ante estímulos similares que se den en el futuro".